Con el Paso de la Vida

A medida que uno crece
 las heridas dejan de pesar
 se han convertido en enseñanza
 la vergüenza se ha dejado de cargar.
 

 La que inhibió a la adolescente 
 y le hacía correr de ella misma 
 de todo aquello que pudiera revelar sus heridas. 
 

 Con cada campanada 
 que marca el final de un ciclo 
 en esta existencia humana 
 que llamo mi vida. 
 

 Me vuelvo testigo 
 de la necesaria e inevitable inmadurez 
 en la que habitaban mis actos pasados.
 

 Se prende la señal de precaución  
 la que quiere ahorrarse la vergüenza futura 
 de un pasado inmaduro
 ella quiere ser madura toda la vida.
 

 Lo que realmente quiere 
 es no volver a lidiar con la vergüenza 
 lo que realmente quiere es sentirse segura.
 

 Solo quiero decirle 
 que la fresa que acaba de saborear 
 tampoco nació madura
 el sabor que tanto le deleita 
 sólo se obtiene con el paso de la vida. 

Daniela Flores

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s